Dónde esconder la caja fuerte en casa de manera segura

Eva
Eva

Una caja fuerte es el mejor elemento de seguridad que existe para poder guardar tus bienes más preciados o documentos importantes en tu hogar, pero resulta fundamental saber dónde ubicarla para que los ladrones no puedan encontrarla si entran en casa. En este artículo te presentamos los mejores consejos para ayudarte a esconder la caja fuerte en casa de forma segura.

En la cocina

El primer lugar en el que deberías pensar en esconder tu caja fuerte es en la cocina. Si bien seguro que te ha sorprendido esta ubicación es precisamente por ese motivo por lo que es tan eficiente. Una caja fuerte en una cocina tiene multitud de espacios diferentes para su colocación que se convertirán en escondites perfectos como por ejemplo los armarios, los interiores de los cajones, las alacenas, los electrodomésticos, etc. Estrújate un poco la cabeza y seguro que se te ocurre un espacio perfecto y en el que no sueles guardar nada para ubicar tu caja fuerte en casa con total seguridad.

En una caja decorativa

Por otro lado, una gran opción para esconder una caja fuerte en casa de manera segura es optar por una caja decorativa. Nadie pensaría que en una caja decorada puede hacer una caja fuerte porque simplemente parecen parte de la decoración de la casa. En este caso la forma perfecta para ocultar la caja fuerte pasa precisamente por no ocultarla, por ubicar la caja como si únicamente fuera un mueble más de los muchos que tendrás en casa. De esta forma ni tus invitados ni los ladrones sabrán que se trata de una caja, porque más bien irán buscando en las mesillas y los armarios de tu habitación o del despacho para dar con la caja fuerte.

Además de ser muy prácticas estas cajas son decorativas y tienen diseños únicos que se adaptarán muy bien a tu hogar y le aportarán un plus de diseño. Los expertos nos explican que también puedes elegir muebles clásicos y añadirle por dentro una caja fuerte de menor tamaño como los modelos que vemos en este artículo de cajas fuertes pequeñas, y que resultan especialmente interesantes para esconder en espacios inesperados.

En la habitación de los niños

Otra de las mejores opciones secretas para esconder una caja fuerte en casa de forma segura es la habitación de los niños. Esta alternativa funciona porque como la cocina o las cajas decorativas seguro que nadie va a pensar que ahí va a estar la caja fuerte y de esta forma es posible esconderla de forma mucho más eficiente. Además en la habitación de los niños hay multitud de espacio para poder ubicar una caja fuerte y que pase desapercibida, como entre los juguetes, en sus armarios, debajo de la cuna o en otros espacios en los que no se vea nada. Los expertos aseguran que si los ladrones entran en casa el último sitio en que mirarán en busca de una caja fuerte será en la habitación de los niños.

Camuflarlas con cuadros

Otra alternativa muy interesante, sobre todo si estás haciendo obras y puedes aprovechar para ubicar la caja fuerte dentro de la pared es hacer una encastrable o de empotrar en la pared y después cubrirla con algún cuadro, con papel pintado o con algún tipo de camuflaje que haga que la caja directamente no se vea. Mucha gente aprovecha para poner azulejos o pintar la pared de igual manera, dejando un espacio hueco para la caja fuerte que será prácticamente imposible de detectar si no tenías claro desde un primer momento que la caja estaba ahí.

Rejillas o teléfonos

Otras alternativas muy interesantes para esconder una caja fuerte que son prácticamente indetectables pasan por ubicarlas en espacios que simulan ser tomas de teléfono, rejillas de ventilación o enchufes. Se trata de un tipo de cajas fuertes que cada vez son más demandadas porque resultan especialmente discretas y su precio suele ser bastante económico. Aunque obviamente no tienen la misma seguridad que otro tipo de cajas más resistentes, sin duda como son imposibles de detectar porque no requieren de tantos mecanismos para evitar que nadie pueda abrirlas ya que nadie las verá.

En los conductos del aire

Otra de las alternativas más sorprendentes dónde puedes esconder una caja fuerte en casa si de verdad necesitas un lugar muy seguro y que sea imposible de encontrar para nadie que no sepa de su ubicación son los conductos del aire. Ahora bien, esto solamente será posible si tu casa tiene un sistema interno de calefacción y siempre deberá contrastarse con los profesionales porque eso no podrá suponer nunca un perjuicio en las prestaciones o en la calidad del sistema de calefacción o de ventilación. En estos espacios se pueden ubicar cajas fuertes con cosas que no vayamos a necesitar en mucho tiempo y queramos tener protegidas, porque desde luego el acceso hasta ellas es prácticamente imposible.

En la biblioteca

Por último, una alternativa que en los últimos tiempos ya va siendo más conocida y por tanto resulta un poco menos segura pero que podrá servir para ti si cuentas con una biblioteca muy extensa en la que sea imposible detectar una caja fuerte a no ser que sepas el libro o la colección dónde se encuentra ubicada es la opción de esconder tu caja fuerte en tu biblioteca o librería. Puedes empotrarla directamente tras la librería o diseñar una o varias pequeñas cajas fuertes con forma de libros en las que podrás ir guardando tus bienes de más valor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *